Capsulas de Carreño

Colombia estuvo Mundial…

 

Foto tomada de FCFSeleccionCol.


Por Alexis García Vega.

Colombia se ha ganado un cupo al Mundial para alegría del país y lo hizo como casi siempre se logran las cosas en este nación: sufriendo hasta el final.

En 1989 cuando se ganó por primera vez algo importante como la Copa Libertadores, lo hicimos a penales, hasta el cobro 10 para poder celebrar, a los altares se va a adorar o a sacrificar, a graduar de héroes o a acusar de villanos y en ocasiones unos se confunden con otros, porque en el inconsciente colectivo, el éxito y el fracaso están divididos por una raya tan tenue que puede terminar confundiéndose.

Como se pudo haber confundido el james Rodríguez de Barranquilla con el de Lima, como el David Ospina de casi siempre con el de los últimos partidos.

No hay términos medios se elogia o se critica de manera inclemente, los jugadores no son jóvenes que se dedican a tocar el balón y a recrearse con él, los de selección son considerados guerreros, que van a una batalla a defendernos con la camiseta como escudo y los guayos como hacha libertaria, no pueden perder porque perdemos todos.

La guerra contra Perú fue un triunfo así se haya empatado, todos ganaron, ellos porque lograron algo que hace muchos años no conseguían: ir al repechaje, nosotros ganamos 1 por 1 porque aseguramos la clasificación, el país ríe, James vuelve a ser glorificado y todos estos muchachos que se habían vuelto terrenales en la derrota contra Paraguay han vuelto a recuperar su rol de semidioses.

Que extraño se ha vuelto el fútbol, como ha perdido su inocencia, la virginidad de un juego recreativo fue perdida en una competencia feroz, los jugadores quedan en medio, ese es el destino implacable de los ídolos o triunfas o te mueres.

Colombia está de moda: Premio Nobel de Paz, campeón de Copa Libertadores con Nacional, talentos como Catherine Ibargüen, Nairo Quintana, Heriberto Urán, Mariana Pajón, Shakira, Maluma, J. Balvin, Bolillo clasificado al mundial con Panamá, Osorio con México, Pinto con Honduras cerquita de lograrlo, Enhorabuena para un país que ha aprendido a ganar aunque no haya asimilado las derrotas porque “ Cuando triunfamos destruimos el pasado y cuando perdemos destruimos el presente”.

Share This:

Un comentario

  1. Ramón David Jiménez

    13 Octubre, 2017 at 7:08 pm

    *Por columna de Alexis García
    Hombre maestro Alexis, de verdad que estoy contento por la clasificación al Mundial de Rusia. De todas maneras, esa alegría de habernos clasificado no me quita el anhelo de ver una Colombia jugando otra clase de fútbol.

    Como extrañamos una Colombia proponiendo fútbol, posesionada del juego, descansando con el balón en poder, con líderes que muestren su experiencia y guíen a los más jóvenes, con juego punzante que alimente al goleador Falcao, con otro arquero como Franco Armani que complemente a David Ospina. No sé si es mucho pedir, pero esta Colombia con jugadores de pie fino no la seduce el balón.
    Ramón David Jiménez, Caucasia, hincha de Nacional

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *