Capsulas de Carreño

El “Grillo” rendidor: futbolista, mesero, técnico, comentarista, etc…


*Mucho para escribir de Héctor Agudelo Álvarez, más conocido como el “Grillo”. De todo ha hecho en esta vida pero siempre girando alrededor de su pasión que es el fútbol. Dejemos que la entrevista nos vaya llevando por esas principales facetas de su vida: futbolista, mesero, vínculo verde, los medios, técnico, comentarista, su escuela, el hoy. Entrevista que quedará en la sección de perfiles.

Por Carlos Julio Serna Molina,
Cápsulas

El “Grillo” tiene mucho para contar y acá se lo cuenta Cápsulas en esta entrevista.

EL FUTBOLISTA
-¿Cómo fueron sus inicios en el fútbol?
“Como el de todos los niños del mundo, en las calles o potreros de nuestros barrios, luego la participación a nivel intercolegiado y finalmente la Liga Antioqueña de Fútbol donde tuve la oportunidad de jugar con Manufacturas Maribel  en la Primera B, que en ese entonces eran parte de las inferiores del Deportivo Pereira, cuyo propietario era don Octavio Piedrahita, el mismo dueño de Atlético Nacional por allá en los años 80. Tambièn jugué con Electro Zenith.
En el 82 me pruebo en Nacional y al final, prácticamente el último día entre Juan José Peláez y don Pedro Pablo Álvarez me dan el no definitivo”.

-¿Qué técnicos recuerda?
“Aparte de los ya mencionados, tuve la oportunidad de ser dirigido por Abel Álvarez y Rafael Pérez, ambos exjugadores de fútbol profesional, el primero con el verde y el segundo con el rojo”.

MESERO Y APODO
-¿Cómo fue su trabajo en Pizzas Piccolo?
“A Piccolo llegué como llegaron muchos muchachos por allá terminando los años 70 e iniciando los 80. Se estudiaba pero también se tenía la oportunidad de trabajar y allí inicié como mesero lo que hacíamos muchos de los jóvenes de ese entonces. Al cabo del tiempo y con el crecimiento de la empresa pasé a ser Administrador.

-¿Por qué el “Grillo”?
Jajaja, Lo del Grillo viene conmigo hace muchos años, prácticamente desde la infancia, época en la que los picaos de fútbol, las guerras libertadas o policías y ladrones se repartían después del famoso pico y monto o un salto, pues yo elegía el salto y rara vez perdía y de ahí lo de Grillo.

VESTIDO DE VERDE
-¿Cuéntenos de su paso por el Atlético Nacional?
“Mis primeros contactos nacen gracias a mi trabajo de reportero en el Sistema Radial BT por allá en 1990, aparte de ese acompañamiento día a día en las distintas practicas. Estaba el hecho de que era yo el propietario de un bar restaurante que se llamaba LE GRILLE y que se convirtió por ese entonces en un gran tertuliadero del fútbol. Allí fácilmente cualquier día te encontrabas a Higuita, Maturana, Bolillo, Diego Osorio, Andrés Escobar, Juan José Peláez en fin, se respiraba fútbol.

Un día cualquiera Nacional tenia juego entre semana y la concentración era la llamada 1/2 concentración que consistía en reunirse horas antes del partido, charla técnica, refrigerio y para el estadio. Ese día tuve la oportunidad de atenderlos y el servicio gusto y así me quede por muchas ½ concentraciones más. Luego tuve la oportunidad de manejarles una casa club donde alojaron cerca de 10 muchachos, los que en ese entonces llamaban de “minorías selectas” de ahí recuerdo a Tirso Guio y Jhon Jaller Moreno.

Bajo la presidencia del doctor Hernán Cadavid Gónima tuve la oportunidad de manejar concentración del equipo profesional en la antigua sede de San Cristóbal, infortunadamente allí no se pudo continuar porque nuestros jugadores no se habituaban a eso.

En el 2003 le propuse a Víctor Marulanda realizar un programa de radio que solo hablara del equipo verde y por espacio de 10 años estuve al frente del mismo. Luego fui nombrado comunicador de la institución para reemplazar a Nicolás Arizmendi que pasaba a la gerencia deportiva. Lastimosamente solo estuve dos días por motivos que ya todo el mundo conoce. En fin una linda experiencia de más de 20 años que incluso me dio la oportunidad de estar al frente de la Escuela de Fútbol de Los del Sur por  llamado de Felipe y Raúl con quienes hoy todavía tengo una gran amistad.

-¿Algunas anécdotas con Atlético Nacional?
“Con Nacional viví muchas cosas, adentro y afuera. Con Nacional aprendí que el fútbol se podía vivir de una mejor manera, aunque suene difícil de creer aprendí a amar el fútbol sin amor por un color”.

Héctor Agudelo. Foto Carlos Julio Serna / Cápsulas.

LOS MEDIOS
-¿Mejor dirigir fútbol o comentarlo?
“La verdad todo lo que he hecho con el fútbol me agrada, el fútbol es mi vida y me ha dado tantas cosas que lo único que me queda es retribuirle todo lo que me ha dado. Cuando dirijo quiero lo mejor de mis jugadores, porque para eso trabajamos durante toda la semana. Pero cuando comento quiero ser lo más objetivo porque el fútbol me lo exige así”.

¿Cómo se da su llegada a la radio y televisión?
A la radio llego por allá en los años 90 gracias a la oportunidad que me dan Bernardo Tobón Martínez y Bernardo Tobón Paz. Mi primera entrevista para el grupo de Los Delfines del Deporte, que dirigía Luis Fernando Posada Posadita, se la hice a Julio Avelino Comesaña que me entregaba las novedades del Junior que venía a enfrentar a Medellín, Lo curioso de esta nota es que la realicé en la Charcutería Provocación, ahí en la 70 gracias a la amistad que Jorge García propietario tenía con Julio que se encontraba precisamente allí saludándolo. Y fue él quien le pidió el favor de concederme la nota.

En televisión, estando en el Templo del Fútbol tuve la idea de realizar un reality que finalmente se llamó  Soñando en pelota, allí junto a Eliana Franco a través del canal Csmovisión tuve mi primera experiencia, luego hice Cultura Fútbol (Premio Nacional de Periodismo Simón Bolìvar 2003), Locos por el fùtbol, Fùtbol de antaño. Todo esto en Paisa Deportes gracias a mi amigo Carlos Echavarría.

Con Telemedellín gracias a Juan Felipe Mejía y a Waldir Ochoa comenté el Ponyfútbol por espacio de 4 años y hoy por hoy junto a Marco Antonio Hoyos, El Che García, Lucho Escobar, Juan Carlos Perdomo y Anselmo Quiroz hacemos 13.50 SPORTS TV a través de Teleantioquia.

-¿Un referente del comentario deportivo?
“Desde pequeño siempre consideré grandes a Hernán Peláez Restrepo, Iván Mejía Álvarez y a  Wbeimar Muñoz  Ceballos”.

LO DE HOY
-¿Qué es “Solo Cracks”?
Solo Cracks es uno de esos proyectos locos que mi amor por el fútbol me llevan a buscar que el sueño de muchos niños se haga realidad. Hoy cumplimos 7 años de lucha, una lucha gracias a Dios acompañada por el amor, la disciplina, el talento y el esfuerzo económico que los niños y papas ponen en el día a día para que esto no se acabe”.

-¿Qué jugadores han salido de “Solo Cracks”?
“Ninguno, y podría decir que no es el momento ya que estos niños iniciaron el proceso formativo conmigo cuando tan solo tenían 7 y 8 años de edad. Lo que no significa que no tengamos jugadores de proyección como por ejemplo Juan José Herrera Rivera (99) (4 años consecutivos siendo goleador en la Liga Antioqueña de Fútbol) en las distintas categorías donde ha jugado, Cristian David Gaviria (2000) un volante 10 lleno de talento, Michel Alexis Zapata (99) un volante de marca con muchas condiciones, Santiago Osorio (99) un volante mixto y Andrés Estiven Gómez (99) un central zurdo.


-¿Tiene un hijo goleador en la Liga Antioqueña?
Jajaja. No es mi hijo, es el hijo de Verónica Rivera y de Henry Rivera. Hijos todos los que he tenido conmigo a través de la etapa formativa, lo que pasa es que Juan José como lo reseñé anteriormente goleador de raza, es como ese que más canas me ha sacado.

-¿Cómo se da su vinculación a Aristigol?
Pues con Víctor tengo una amistad de hace muchos años y cuando él tomó la determinación de montar su escuela de fútbol pensó en mí, yo era en ese entonces el Director Deportivo en el Templo del Fútbol y me tocó pensarlo durante mucho rato porque Omar Fatta el gerente me había dado una oportunidad que no se da todos los días, sin embargo la amistad con Víctor peso más y me fui con él”.

HOJA DE VIDA
Nombre: Héctor Agudelo Álvarez
Lugar de nacimiento: Medellín, 11 de enero de 1959
Estudios: Primaria en el Ferrini de los padres misioneros de Yarumal, y luego bachillerato en el Marco Fidel Suárez, Corazonista, San Juan Eudes y finalmente Miguel de Unamuno.
Tengo dos semestres de Geología. Cursos para técnico de futbol en varias instituciones del país y técnico de fùtbol graduado por la Universidad Sergio Arboleda, Indeportes Antioquia y la Liga Antioqueña de Fùtbol
Familia: Papá Hector (fallecido), mi madre Ruth Álvarez, mis hermanos Carlos Tomás (Administrador de Empresas), Ruth Beatriz (Ingeniera de Producción), Juan Camilo (Ingeniero Civil) y Alejandra (Comunicadora Social). Y mi esposa Paula Andrea Álvarez (Psicóloga) con quien cumplo 15 años de casados este 18 de enero.
Cargo actual:  Director Deportivo en Aristigol

Compartir:

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *