Capsulas de Carreño

Golovin, el distinto de Rusia. Perfil.

Aleksandr Golovin, volante de Rusia que enfrentará el sábado (07) a Croacia por cuartos de final. Foto tomada de Amino Apps

Por Alfredo Carreño Toro

Aleksandr Golovin nació en Kaltán, Rusia, el 30 de mayo de 1996. Es volante con llegada a gol y actualmente juega en el CSKA de Moscú y hace parte de la selección nacional de su país, que busca seguir dando sorpresas en el Mundial, cuando enfrente a Croacia por cuartos de final.

En 2013 Golovin fue parte del equipo Sub 19 del CSKA que disputó la UEFA Youth League, en donde derrotaron a equipos como el Bayern Munich y Manchester City, aunque quedaron eliminados en octavos de final contra el PSG. En 6 partidos, los números de Golovin fueron 2 goles y 2 asistencias.

Profesionalmente Golovin debutó el 24 de septiembre de 2014 con 18 años en el triunfo 2 por 1 del CSKA contra el Khimik por la ronda 2 de la Copa de Rusia. Golovin jugó 88 minutos y utilizó la camiseta número 60.

En cuanto a la Liga Premier Rusa, Golovin debutó el 14 de marzo de 2015, jugando 18 minutos en el triunfo 4 por 0 de su equipo frente al Mordovia Saransky. En esa temporada, su primera en el primer equipo, jugó un total de 10 partidos.

Su primera convocatoria para la selección nacional fue cuando Fabio Capello era el entrenador. Golovin debutó con Rusia el 7 de junio de 2015 en un partido amistoso frente a Bielorrusia, anotando en el triunfo de su selección 4 por 2. A partir de allí sería un habitual en las convocatorias, a pesar de que después de Capello llegaron 2 técnicos más. El técnico actual, Cherchesov, lo incluyó en la lista de 23 de Rusia para enfrentar el Mundial.

Rusia, contra todo pronóstico, está en cuartos de final del Mundial, el cual ha dejado múltiples sorpresas. Superaron por penales a España y ahora les tocará enfrentar a Croacia, selección que a priori será la favorita para llegar a semifinales. No obstante, Rusia juega de local, dato no menor, y demostró contra España que a partir de un sólido bloque defensivo, puede poner en apuros a otras selecciones.

Si bien a Rusia no le ha sobrado mucho en cuanto a sus participaciones hasta ahora, más allá de esa goleada inaugural frente a la débil Arabia, cuenta con Golovin, el jugador con características diferentes al resto de sus compañeros. Le apuesta al balón por el piso, busca asociaciones, pasa al ataque constantemente, es hábil y con amplia visión del juego. En su selección le ha tocado cumplir con funciones defensivas, lo que en últimas le ha coartado su capacidad para ser influyente en el ataque. Aun así Golovin es una de las cartas más importantes, a pesar de su corta edad.

Golovin, una de las promesas del fútbol ruso, ya está en la mira de grandes equipos como el Chelsea, el cual se dice será su destino una vez culmine el Mundial. Veremos si Rusia hace respetar su localía, o si pesarán más los argumentos futbolísticos de una selección como Croacia que de lejos cuenta con más herramientas para imponerse en esta llave de cuartos de final.

Compartir:

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *