Capsulas de Carreño

La humillación a Nacional

Por Saúl Restrepo.
Columnista Cápsulas.

 

*Mi antioqueñidad me gana y que sea el Rojo finalista y que la estrella quede en Medellín.
===

Cuando el Verde pierde el anterior clásico, el equipo quedó en una situación muy difícil para clasificarse a la final, pero su función podría ser determinante para quienes si tienen posibilidades de llegar a la final.

El tema se vuelve aun mas así cuando el DIM pierde hace 8 días con su rival directo y en la vuelta hace lo suyo y vuelve a acortar la ventaja de Millos.

Mientras Nacional se daba el gusto de eliminar al América y sacarle los puntos que ahora ostenta y que lo metía al baile, que sumando hacía 12 si ganaba lo que restaba, entonces por eso vendían este clásico con morbo para darle suspenso, que era de infarto y todas esas cosas. Ahora bien:

Desde un punto de vista como antioqueño y además como hincha, prefiero que Nacional no gane y que quien pase sea el DIM y no Millonarios. Sacrifico al equipo por el mismo bien de ellos. Lástima decirlo pero es así:

Esta mañana al escuchar varios programas deportivos y que en los medios nacionales solo hay hinchas azules comentando, todos coincidían en hacerle fuerza al Verde que ganara hoy, porque eso los dejaba de forma expedita su llegada a una nueva final, dado pues que asumían que le ganaban al América.

Solo por ese motivo, prefiero mil veces que sea el DIM quien llegue a la final, así sea en detrimento de Nacional. Que a dormir, que ganaron los 4 clásicos, que hace 23 años no pasaba eso, que goleados y todo eso. A esta hora ya ganan por 4 y aun así, esto lo veo bien, porque este resultado servirá de purga inexorablemente, saldrá Bodmer y supondría yo, que dejarán la bobada de promocionar jugadores en partidos decisivos a costa del honor.
El solo hecho de salir a jugar con 10 alineando a Asprilla lo saca ¡pues!
Uy¡ Una cosita, el quinto gol si me dejó una legítima sospecha, entregados.

Volviendo al tema; esta mañana aun recordaban si fue carga o no la de Maca, entonces si hoy ganaba Nacional, le daba toda posibilidad al Azul, y mañana salía de nuevo Casale a decir que Millos era el papá de Nacional por ESPN.

Además pues que podrían alcanzar las 17 ligas, repetir campeonato en un año y decir que ellos ganan campeonatos que dan estrella y no uno que da cupos.

Reitero: La humillación de hoy, si bien es desastrosa y deshonrosa para un equipo que tiene la reputación del Verde, mi antioqueñidad me gana y que sea el Rojo el finalista y que la estrella quede en Medellín y sea paisa.
Saúl Restrepo.
Hincha de Nacional.
Bogotá.

Compartir:

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *