Capsulas de Carreño

Atlético Nacional: equipo bipolar.

Por Gilberto Maldonado Bonilla.

 

 

*Peligrosa premisa de querer aguantar en lo defensivo el partido que en Atlético Nacional es el talón de Aquiles.

En el clásico montañero, Atlético Nacional, durante los primeros cuarenta y tantos minutos había erigido como incuestionable figura al arquero Mosquera Marmolejo. En la noche del jueves, en el marco de la copa colombia frente a Deportivo Cali, hubo que esperar el momento del gol para verle la cara al arquero azucarero.

¿Porqué tanta bipolaridad en un lapso de cuatro días? Por las características del rival? Podría ser. Deportivo Cali no llegó con la consigna de encerrarse; vino a proponer pero sin la contundencia que el partido y lo que se estaba disputando ameritaban.

Pero más allá de las condiciones que planteaba Deportivo Cali, debemos detenernos en la nómina y planteamientos verdolaga. Empezando porque la nómina inicialista mostraba la idea de querer jugar en desventaja numérica.

Mantener el la nómina a Dorlan Pabón es eso: jugar en desventaja. Increíble premio a la inoperancia. Falta de adaptación al «exigente» fútbol colombiano; o una lesión no superada…dirán algunos.

Mantener a Dorlan en la nómina titular implica sacrificar un delantero extremo como Gerson Candelo y a la vez un marcador de punta natural en el caso de Jonathan Marulanda.

Volumen de ataque sacrificado en el altar del culto a personalidad! Y esto conduce necesariamente, después del gol anotado por Jeferson Duque, a querer entrar en aquello de administrar la miseria…a jugar con la necesidad del rival.(¿¿¿).

Y peligrosa la premisa de querer aguantar en lo defensivo el partido. Vaya paradoja! Jugar de esa manera teniendo en cuenta que lo defensivo en Atlético Nacional es el talón de Aquiles. Lo mejor, lo lógico en este caso, es no abandonar la idea ofensiva y más frente a un equipo necesitado que en ese momento del partido era el Deportivo Cali.

El camino hacia la obtención del trofeo de la copa y el cupo a la próxima edición de la Copa Libertadores no es fácil. El rival, Deportivo Pereira está motivado.

Y la bipolaridad verde conduce a la incertidumbre.

Compartir:

2 comentarios

  1. Rafael Ignacio Correa González

    25 octubre, 2021 at 11:32 am

    DE RAFAEL IGNACIO CORREA PARA DON GILBERTO
    Don Gilberto cordial saludo.

    Coincido con sus comentarios. Pero quiero hacer énfasis en el sistema de recuperación y defensivo del equipo Verde. Es mejor decirlo ahora que los resultados acompañan pues después es fácil opinar como decía el Profesor Lillo: «Después de visto todo el mundo es listo». Todos temblamos cuando nos atacan…

    Nacional para un evento continental requiere de un lateral derecho de Kilates, de dos zagueros centrales de categoría uno si ó si de perfil izquierdo y un filtro de verdad en el medio campo, para mí Rovira NO lo es, ni quita bien y menos es primer pase ofensivo, no entrega bien ni a 2 metros. No es aguar la fiesta, es preparar un equipo para el futuro y ser protagonistas aquí Siempre y competitivos a nivel internacional.
    Rafael Ignacio Correa González, columnista Cápsulas

    Hincha de ATLETICO NACIONAL
    Medellín

  2. Juan Gonzalo Montoya

    24 octubre, 2021 at 2:52 pm

    POR COLUMNA DE GILBERTO MALDONADO
    Estimado Gilberto:
    Muy de acuerdo con su columna, de Nacional esperamos siempre, salir a proponer da igual el rival, Nacional no debe jugar nunca con tres volantes de marca, de los cuales el que más recupera es Baldomero.
    Lo de Dorlan estoy de acuerdo, lo salva es que en el segundo que él se ilumina genera verdadero peligro.
    Ojalá se mejore, contra el cuadro matecaña no hay nada ganado.
    Un saludo.
    Juan Gonzalo Montoya, columnista Cápsulas

    Hincha de Atlético Nacional - Atletico de Madrid.
    Cali - Madrid

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Back to top