Capsulas de Carreño

DIM 110 años: Desde el fondo  del alma.

Selección Colombia – @FCFSeleccionCol – ¡Feliz aniversario #️⃣1️⃣1️⃣0️⃣ al @DIM_Oficial!

==

Por María Victoria Zapata B.
Columnista Cápsulas.
María Victoria Zapata, Dama Roja del comentario o simplemente Pola. 

 

 

 “Cuando el Poderoso sale a jugar /siento en el alma una emoción,

que hasta parece que se metiera/ a esa  cancha mi corazón.”

====

Hoy, 14 de noviembre,  se escribe un capítulo más de nuestra  poderosa historia, con la conmemoración de  110 años de fundación  del DIM.  Una historia que ha conjugado los verbos amar y sentir  en todos sus tiempos y modos.  Una historia que lleva la  rúbrica de un  fervor que no entiende de dobleces ni vacilaciones,  que  no  admite  extravíos  ni  claudicaciones. Una historia escrita con el rojo, rojísimo color de la pasión.

 

El Deportivo Independiente Medellín,  el  DIM.   El Equipo del Pueblo,  El Poderoso,  El Decano, El de la camiseta  que no destiñe, El Milancito,  El  Rojo de la montaña, El rey de Corazones o El Medallo.  También  El Todopoderoso DIM que nos va a “homicidar”,  el DIM que es un amor para toda la vida, El que  no es moda sino sentimiento y  que es, así mismo, Raza  y Herencia de cada uno de sus hinchas, es igualmente,  de manera incuestionable, una devoción y  una religión.  Y somos, sus seguidores, piadosos y fervorosos  creyentes.

 

Por eso  en esta fecha tan significativa  para  la familia DIM, le damos relevancia a ese  sentir  tan nuestro  al  que  escritores, poetas y  sociólogos han tratado de asignarle,  muchas  veces sin acierto, un adjetivo que lo determine con precisión.  Un sentir que  igualmente los hinchas poderosos, y desde lo más profundo de nuestros corazones,  hemos intentado describir con exactitud. Imposible  también para nosotros, delimitar ese  singular cariño  que nos mueve y estimula, esa devoción que  nunca desfallece,  ese  infinito   amor  que acompaña y  guía   nuestra roja cotidianidad.  Por ello, ninguna frase o vocablo  lo definen con  alguna aproximación.

 

Porque no existen  escritos, párrafos  o versos  que  demarquen las fronteras afectivas de  una  pasión  tan escarlata  como la sangre que corre por las venas del hincha y tan vital como los latidos del   corazón de cada seguidor del Equipo del Pueblo.  Y no hay palabra  que recoja  todos los matices del amor del hincha del DIM,  un sentimiento que es único en su certidumbre  y fidelidad pero universal en su  expresión  y manifestaciones.

 

No hay  libro que contenga la totalidad de los sagrados preceptos de esa religión llamada Deportivo Independiente Medellín, ni evangelio que revele las verdades del dogma  que impulsa la fe del  creyente Poderoso. Y no hay ciencia que interprete a cabalidad  un delirio   que es doctrina  e ideal, también   motivo y razón.  Tampoco existen  tratados  que  descifren los códigos de  un sentir  que  es, a su vez,  estilo de vida y rasgo inconfundible de personalidad.

 

Es un amor sinónimo de  adoración. El que tiene en el corazón de cada hincha un sagrario  donde guarda   el devocionario de su fe.   Aquel para el que la más depurada  prosa y la  más elevada poesía   aun no  han sido escritas en su totalidad. Aquel que tiene su propia  erudición, sus distintivos mandamientos,  su particular  credo y  su natural fervor. Aquel cuyo ideario encara  cualquier lógica, reta cualquier  cronómetro  y  desafía  cualquier olvido.

 

Es un amor que está siempre ahí,  incrustado en mitad del pecho.  El  que rezuma   vehemencia  y exuda  perpetuidad.  Aquel  que no sabe de  extravíos  ni capitulaciones  porque es un cariño  que ha soportado, estoico,  prolongadas tempestades  y  casi interminables sequías. El que en oscuras   y tormentosas noches ha mantenido  encendida la llama de la esperanza,  en  gloriosas y soleadas tardes  ha alcanzado la cima  de la ventura y el que  se yergue   firme  y  perseverante,  tanto en desapacibles  inviernos como en calurosos estíos.

 

Un amor  esencial por este DIM que  hace 110 años se acogió al abrigo  de la pujante  urbe  que  lo vio nacer. El que desde el 14 de noviembre de 1913 se reconoce en los latidos de miles y miles de  rojos corazones.  El que  ha transitado un largo camino  con el auspicio afectivo de un conglomerado humano identificado en el esfuerzo,  la  constancia  y la fe. El que brinda calidez y orgullo con su encarnada casaca,  el que arropa a toda su hinchada con cada despliegue de la incomparable  bandera que cubre las tribunas norte y sur, todos los sectores del estadio y  todos los rincones del alma. Y el que  dignifica su nombre con  efluvios de pueblo y el  color de la más genuina pasión.

 

Y en ese corazón  resguardado por la  roja camiseta, la ondeante  bandera y  el  sinigual escudo que son su analogía e identidad,  reposa, además,  la partitura de  una   oda  a ese DIM que es, en sí mismo, poesía y canción. La lírica  en su máxima expresión, la fuente inagotable de  inspiración, el  verso simétrico y  el  cántico aprendido e interpretado  con armónicos acordes  que brotan desde   muy adentro del alma y se expanden  en la cadencia de redoblantes  y trompetas  de la Murga Indigente y popular.  Es la  rima perfecta que, con la impecable métrica del  movete rojo movete,   está  igualmente memorizada en la  copla  que vocalizan  los juglares  en la tribuna y  los trovadores  en la gramilla.

 

Imprescindible, férreo,  rojo, ardiente e  inmortal, así  es nuestro   amor por el Deportivo Independiente Medellín. Un amor  desde el fondo del alma.  Y  es por ello que  hoy,  al conmemorar  con  infinito orgullo los 110 años de su fundación,  refrendamos nuevamente un  sentimiento  incomparable, único y eterno  y  rendimos homenaje a nuestro  muy amado Rey de Corazones, a nuestro insigne Equipo del Pueblo, a nuestro venerado y Poderoso DIM…!!!
[María Victoria Zapata B.]

Compartir:

3 comentarios

  1. Osielhernandez.

    16 noviembre, 2023 at 7:23 am

    Recuerdos del DIM
    Tengo 78 años y sigo el rojo desde los once años. Mi cédula con la roja, soy de Urrao pero son 71 años de vivir en Medellín y vi a José Vicente Grecco a Seghini y uno que fue grande murió cuidando un estadio en Argentina (Corbatta) hoy no me acuerdo su nombre y muchas estrellas mas que jugaron con el rojo. Hoy viejo sigo el rojo de la casa por la salud. Bendiciones y que Dios los bendiga.
    Osiel Hernández

    Hincha de Deportivo independiente medellin
    Medellin

  2. Luis Fernando Cardona A.

    14 noviembre, 2023 at 3:38 pm

    *PODEROSO DIM NOS VAS HOMICIDAR*.
    Luis Fernando Cardona A.

    Hincha de DIM
    Medellín

  3. Margarita María Oyuela H

    14 noviembre, 2023 at 2:38 pm

    FELIZ CUMPLEAÑOS PODEROSO DIM.
    Margarita María Oyuela H.

    Hincha de DIM
    Envigado

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *