Capsulas de Carreño

El Barcelona en Colombia. (t.c.c)

Barcelona, en Bogotá, en 1962 – Los 2 primeros jugadores inclinados, de izquierda a derecha son los uruguayos Luis Cubillas y Ramón Alberto Villaverde. Del archivo de Tobías Carvajal Crespo.

Por Tobías Carvajal Crespo.
Columnista Cápsulas – Cali.

*         Real Madrid lo goleó hace 77 años.

·*        De Colombia se fue invicto en 1962, luego de 4 partidos.

Muy por encima del clamoroso triunfo del Bayern Münich, en condición de invicto, la atención mundial la captó, perdedor y todo, el Barcelona de España por la propia caída ante el cuadro alemán y el posterior ‘pugilato de autoridad’ entre el presidente de la entidad catalana y el argentino Lionel Messi.

 

Para comenzar, el 2-8 del Barcelona frente a la poderosa máquina germana, no es la primera ni la peor para los ahora sufridos seguidores de tal divisa. Ese mismo resultado lo vivió el 3 de febrero de 1935, en desarrollo de la Liga 1934-35 frente al Real Madrid, jugando como visitante. Y en desarrollo de la Copa del Generalísimo, el 13 de junio de 1943 una vez más el Real, en su cancha, apabulló a su enconado y eterno rival por 11-1. Algo más que una humillación.

 

En relación con Colombia, Barcelona solamente en una ocasión visitó nuestras canchas. Su estreno lo cumplió el 15 de julio de 1962 en el estadio El Campín frente a Millonarios, partido que con la dirección arbitral de Jesús El Gallego Lires López ganó por 3-1. El gol del honor criollo lo hizo el argentino Carlos Alberto Debatte.

 

Ese Barcelona estaba a órdenes del húngaro de nacimiento y español de adopción, el mítico Ladislao Kubala, toda una leyenda del fútbol de Europa en los últimos 50 y más años del siglo anterior.

 

Su segunda presentación, el 20 del mismo mes, contra Independiente Santa Fe. El onceno Cardenal cayó por marcador de 1-5, goles de Zaldúa en 2 ocasiones (en los últimos 11 minutos del tiempo inicial, entre el 33 y el 44) y Fernando. En la fase final Pereda y Kamps. El tanto de la honrilla santafereña obra de Oswaldo Panzutto, de golpe de cabeza, minuto 31, que representó un efímero triunfo parcial por 1-0.

 

Era un Independiente Santa Fe que conservaba buena parte del equipo campeón de 1960, como el arquero Bevilacqua, Cobo Zuluaga, Aponte, Tovar, Silva, Pegnoti, Resnik, Panzutto, Perazzo y Zipa González, entre otros. Un conjunto de innegable categoría para el medio nacional.

 

Barcelona trajo en ese entonces en sus filas a un jugador bien conocido en nuestro medio, el uruguayo Ramón Alberto Villaverde, quien una década atrás había pasado por las toldas del Cúcuta Deportivo y luego Millonarios. Otro uruguayo en ese equipo era el puntero Luis Cubillas, casi 21 años más tarde, transitorio técnico del Atlético Nacional. Y como fulgurante figura, al húngaro Sandor Kocsis, máximo artillero en el Mundial de 1954 en Suiza con 11 goles.

 

Después de Bogotá, Barcelona se presentó en el estadio Atanasio Girardot de Medellín, donde con alto grado de dificultad aventajó, sobre el final del partido al Atlético Nacional por anotación de 2-1. Ocurrió el 22 de julio.

 

De nuestro medio el Barcelona se despidió en una lluviosa noche del 25 de julio, jugando en el estadio Pascual Guerrero frente al Deportivo Cali. Con tantos de Julio Marcarián, minuto 24 y Cuca Aceros, minuto 44, el equipo verdiblanco se creyó vencedor de los catalanes y bajó la guardia en la etapa final, al punto que Kubala manifestó al concluir el juego: “Creyó que había ganado el partido y entró a jugar de igual a igual con su delantera, descuidando lo mejor que había tenido en el primer tiempo como era su poder defensivo”.

 

Como resultado de pretender jugar mano a mano con los españoles, el mundialista Kocsis  anotó en la fase final los 3 goles de la victoria, minutos 5, 7 y restando sólo 5 para el pitazo final. Dirigió el húngaro Bela Rosenfeld ante 11.716 personas que dejaron en taquilla un total de $ 114.619 pesos de hace casi 60 años. Boleta, promedio, por debajo de los diez mil pesos.

Compartir:

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Back to top