Capsulas de Carreño

Factor común de lesiones en futbolistas

 

Por Diego Moreno.
Fisioterapeuta Universidad CES.
Fundador de Mouve.
Centro de Rehabilitación Deportiva y Ortopédica.

 

Las lesiones forman parte de todos los deportes, en donde las más habituales en el fútbol son los desgarros musculares, la ruptura del ligamento cruzado anterior (LCA), esguinces de tobillo y ocasionalmente fracturas por estrés.

Este deporte es de numerosos cambios de velocidad cortos y episodios de trabajos anaeróbicos de alta intensidad con periodos de recuperación de baja intensidad aeróbico, como preparación para la siguiente racha de desgaste anaeróbico.

En otras palabras, el fútbol es un deporte acíclico (sin un ritmo determinado de desgaste energético y metabólico, como SI lo es el ciclismo, triatlón, natación, running, entre otros…) que implica aceleraciones y desaceleraciones repentinas en el juego, cambios de dirección rotacionales.

Las lesiones antes descritas son las más prevalentes en este deporte, incidiendo varios factores que contribuyen a la evolución de dicha alteración estructural, entre estas es la mala educación del gesto técnico del pateo, del trotar y de correr o hacer el sprint, poca flexibilidad muscular, poca estabilidad articular y lo más resaltante que demuestra la evidencia medica en deportología, es la pobre capacidad de desaceleración muscular o reclutamiento de fuerza excéntrica. En este punto nos queremos centrar en ser más explícitos con este concepto excéntrico.

Proceso de rehabilitación con el jugador de Envigado, George Saunders.

La fuerza de desaceleración o excéntrica es la capacidad del musculo de frenar lo más rápido y efectivo posible después de haber ejecutado un sprint o cambio de velocidad fuerte. Es ahí en ese momento en donde pueden pasar momentos lesivos para el jugador, si esta capacidad no está suficientemente entrenada, se verán afectadas estructuras como los tobillos, rodillas y cadera.

Por lo tanto, uno de los objetivos de nuestros  profesionales de la medicina en el deporte, es la  prevención de estas mismas con la implementación de metodologías de trabajo personalizadas, a cada posición de juego y teniendo un concepto de prevención lesiva biomecánica deportiva en donde por medio de la tecnología (sensores) se analiza las palancas osteomusculares del atleta buscando el mejorar y perfeccionar las debilidades excéntricas de la máquina humana para poder obtener el máximo rendimiento del gesto deportivo. De esta forma, una buena intervención del cuerpo medico es una ayuda legal y eficaz al servicio del deportista, pudiendo ser considerada como una “técnica NO dopante”.

Está escrito por la FIFA que el uso de programas conscientes de prevención de lesiones estructuradas y generales han demostrado ser efectivos en la prevención de lesiones frecuentes en el futbol, reduciendo la incidencia hasta en un 35% dado sobre el número de individuos que juegan al fútbol mundialmente.

Mouve, Movimiento Constante.

Centro de Rehabilitación Deportiva y Ortopédica.

Calle 23 sur # 42 B 60 edificio o´clock Oficina 405 Envigado.

Correo: [email protected]

Compartir:

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Back to top