Capsulas de Carreño

Francia noquea a Bélgica y estará en la gran final 

Samuel Umtiti celebra su gol ante Bélgica. Foto Natacha Pisarenko / AP, tomada de La Vanguardia.


*Un gol de Umtiti, minuto 51, mete a los de Deschamps en su tercera final de un Mundial.

POR ROBERTO RODRÍGUEZ
La Vanguardia

La gloria no será para Bélgica, pero no por ello dejará de ser recordada una de la selecciones más brillantes de este Mundial. Porque el ambicioso proyecto que comenzaron en 1998, hace ahora 20 años, con una profunda reestructuración de su fútbol base y que terminaba en este Mundial, dejó una magnífica impresión. Su exhibición ante Brasil merece un lugar en la historia. Pero no solo de brillantez vive el fútbol moderno. Por eso Francia, un enorme equipo de fútbol, hizo valer la suficiencia con la que ha ido superando fases casi sin apuro para clasificarse para la tercera final de su historia.

El imaginario colectivo recordará al ilusionante equipo de Roberto Martínez. Su propuesta fue siempre ambiciosa. No temieron el lado duro del cuadro cuando derrotaron a Inglaterra. Pocas veces especularon y demostraron una enorme pasión para sobrevivir a Japón cuando caían por dos goles. Ante cualquiera asumieron riesgos. También en la semifinal. Pero no sería eso lo que les dejase sin la primera final de su historia, sino un bloque sin apenas fisuras físicas, técnicas o psicológicas, que contiene todos los elementos necesarios para ser casi imbatible. Un grupo con una personalidad extraordinaria que ha llegado a la final de un campeonato del mundo sin demasiados momentos de crisis. Esa es Francia. La máxima favorita sea quien sea su rival el próximo domingo.

El encuentro entre dos de las grandes de este torneo, para muchos la final anticipada, estuvo presidido por un enorme respeto y una gran dosis de tacticismo. Solo Mbappé rompió con esa máxima con una arrancada sorprendente al inicio del partido. Pero ese aviso no fue más que un espejismo. Porque el dueño del balón sería Bélgica. De nuevo un equipo valiente que buscó el triunfo desde la pausa, el control y la persistencia.

Este Mundial resolverá que Roberto Martínez, por si había dudas, es uno de los grandes estrategas de este deporte en los banquillos. Ante Brasil dio una lección con ciertas variaciones tácticas que influyeron decisivamente en el resultado final. Contra Francia volvió a ser valiente para correr riesgos y plantar cara con argumentos futbolísticos a la enorme presencia física de Francia en el centro del campo.

Aunque para milagros los de Lloris. Si ante Uruguay salvó a su equipo con una estirada fantástica, contra Bélgica terminó de purgar sus pecados por su error hace dos años en la final de la Eurocopa ante Portugal. Un disparo de Alderweireld que parecía en la red, lo despejó el guardameta contra estirada sorprendente y eficaz.

Aunque para milagros los de Lloris. Si ante Uruguay salvó a su equipo con una estirada fantástica, contra Bélgica terminó de purgar sus pecados por su error hace dos años en la final de la Eurocopa ante Portugal. Un disparo de Alderweireld que parecía en la red, lo despejó el guardameta contra estirada sorprendente y eficaz.
(Fuente: La Vanguardia)

Síntesis
FRANCIA 1 (0) – BÉLGICA 0  (0)  (Martes, 10 de Julio)

Mundial Rusia 2018
Primera Semifinal.  Partido No. 61
Escenario: Estadio Krestovski de San Petersburgo
Asistencia: 64.286 espectadores
Central: Andrés Cunha (Uruguay)

Francia:
Lloris (p.), Pavard, Varane, Umtiti, Lucas Hernández; Pogba, Kanté; Mbappé, Griezmann, Matuidi (Tolisso, 86′); y Giroud (N’Zonzi, 85′).
Gol: Samuel Umtiti (minuto 51)

Bélgica
Courtois (p.), Alderweideld, Kompany, Vertonghen; Moussa Dembélé (Mertens, 60′), Fellaini (Carrasco, 80′), Witsel, Chadli (Batshuayi, 90+1′); De Bruyne, Lukaku y Hazard.

Compartir:

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top