Capsulas de Carreño

Fútbol, trenes y tango: Los Clubes Ferrocarrileros

Por John Cardona Arteaga.
Profesor Universidad de Antioquia.
Expresidente del DIM.

El desarrollo socioeconómico de los países ha estado condicionado por la existencia de infraestructuras y medios de transporte eficientes, capaces de satisfacer las necesidades de los mercados locales y la inserción en el intercambio internacional.

Las masas poblacionales encuentran su satisfacción de movilidad en la construcción de estos medios para su interacción y crecimiento en el nivel de vida, que supone la generación de oportunidades atadas al crecimiento económico. Todo lo anterior no es ajeno a las consideraciones geográficas de los países y las regiones.

Antes de la primera guerra mundial, las condiciones relativas a los puertos y ferrocarriles del Río de la Plata mostraban condiciones favorables bajo el auspicio de la inversión extranjera en el interés de mejorar las situaciones para la provisión de productos, basados en los recursos naturales propios de la economía de la región hacia los mercados europeos. La expansión de las exportaciones y su diversificación de bienes, creó condiciones positivas. Los granos y la carne congelada, en lugar del ganado en pie, sumados a lanas y cueros, dieron un nuevo orden a esa economía.  Tanto la producción de granos como la cría de ganado tenían mucha relevancia por la alta incorporación de mano de obra para trasporte y producción de forraje para el ganado sobre todo en invierno. Por su parte, los adelantos tecnológicos a inicios del siglo XX permitieron el establecimiento de los frigoríficos y transporte de carne congelada.

El ferrocarril se convirtió en soporte básico para la promoción y crecimiento económico de la región con su dinámica exportadora.

Argentina se destacó por el crecimiento de redes ferroviarias desde el siglo XIX, situándose en primer lugar en Latinoamérica con su extensión través de todo el país.

Según datos sobre la longitud de las redes ferroviarias en 1912, los primeros lugares eran ocupados por:

Argentina         32.212 k        Brasil                  23.491 K       México               20.447 K

Chile                    7.260 K       Cuba                     3.803 K      Uruguay                2.522 K

Bolivia                  1.284 K     Colombia              1.261 K     Venezuela                 858 K

Fuente: El impacto directo del ferrocarril sobre el crecimiento económico argentino durante la primera globalización, Alfonso Herranz Loncán, Universidad de Barcelona.

En la construcción de ferrocarriles se ocupó un creciente número de técnicos extranjeros y de operarios locales, lo cual generó un impacto significativo en la práctica del fútbol como deporte, el cual logró su popularidad gracias a la interacción entre esos grupos en sus tiempos libres y en momentos de ocio.

Esos colectivos, agrupados alrededor de los deportes, decidieron crear clubes que permitieran la sana asociación y el equilibrio social en los territorios elegidos, promoviendo el sentido de pertenencia. Algunas de esas instituciones permanecieron durante muchos años y otras siguen en actividad participativa en las distintas divisiones deportivas.

Consultando el blog FERROAFICIONADOS ESTACION KM. 29 (GLEW,) en el cual se incluye una lista larga de clubes ferroviarios, encontramos un artículo titulado “El ferrocarril y el surgimiento de clubes de fútbol” En él se lee:

“La revista “Todo Trenes” se ocupó de este tema en su N° 42, en el que publicó una nota llamada “Ferrocarril y fútbol comparten sus orígenes” escrita por Jorge Barberini y Néstor Saavedra. Allí, los autores expresaron lo siguiente:

“En su expansión por el mundo, los ingleses llevaron su cultura y, como parte de ella, el ocio, una de cuyas expresiones recreativas fueron los diversos deportes.

Algunos de ellos lograron adhesiones inmediatas en las colonias británicas o los países a los que llegaban con sus grandes empresas.

Es el caso del fútbol en la Argentina, el que, si bien no se inició a partir de las empresas ferroviarias, encontró en ellas un buen lugar donde echar raíces (…)”.

(http://estkm29.blogspot.com/2018/02/el-ferrocarril-y-el-surgimiento-de.html)

Por nuestra parte debemos agregar que el Club Atlético Central Córdoba (Santiago del Estero) fue constituido en junio de 1919 por un grupo de trabajadores del Ferrocarril Central de Córdoba en el norte argentino, razón por la cual es apodado “El Ferroviario”. El Club Atlético Central Córdoba (de Rosario) se constituyó en octubre de 1906 por un grupo de trabajadores ferroviarios rosarinos con el mismo nombre de su empresa: The Córdoba and Rosario Railway A.C.; en 1914 pasó a llamarse Club Atlético Ferrocarril Central Córdoba y después adoptó su nombre actual. El Club Atlético Talleres de Córdoba fundado en octubre de 1913, surgió de la idea desplegada por los ingleses que laboraban en los talleres del Ferrocarril Central Córdoba. Finalmente, el Club Atlético Rosario Central, fundado en 1903, tuvo sus antecedentes en la fuerza laboral del Ferrocarril Central Argentino que había creado en 1899 el Central Argentine Railway Athletic Club.

En Uruguay, el Club Atlético Peñarol tuvo raíces en el Central Uruguay Railway Cricket Club (CURCC) desde1891, bajo el interés de los empleados, ingleses y uruguayos, del Ferrocarril Central de Uruguay. Este Club asumió, en su refundación en diciembre de 1913, su denominación actual de C. A. Peñarol.

Sobre la importancia de entender las dinámicas históricas relacionadas con el fútbol, el ferrocarril y el tango, referenciamos un interesante libro titulado Del ferrocarril al tango: El Estilo del Fútbol Uruguayo, 1891-1930, escrito por Aldo Mazzucchelli para el caso de su país, haciendo énfasis en los éxitos del fútbol uruguayo en las primeras décadas del siglo XX. Del texto extractamos la siguiente cita:

“El ferrocarril y el fútbol componían para entonces una imagen concreta del progreso. El fútbol con sus reglas y sus códigos de competencia limpia, eran el espejo del orden positivista industrial y social, con sus jerarquías bien definidas, contratos laborales que comenzaban allí a formalizarse mejor, estableciendo derechos y deberes claros para una parte y la otra. Además, la unión de la “hinchada”, tenía su eco en la creación, por parte del progresismo industrial y fabril, de comunidades urbanas de trabajadores agrupados espacial y temporalmente, como la de Peñarol precisamente, en lugar de la dispersión característica del trabajo en campaña o en entornos urbanos preindustriales.”

Club Ferro Carril Oeste

Se trata de uno de los clubes históricos del futbol argentino, constituido el 28 de julio de 1904 por un grupo entusiasta de 95 empleados del Ferrocarril Oeste de Buenos Aires, en su mayoría ingleses, que pretendían fomentar el deporte en general y el fútbol en especial. Su ubicación desde siempre es el barrio Caballito y se conoce con los apodos de “Verde”, “Oeste”, “Locomotora del Oeste”, “Verdolaga”,” El Expreso de Caballito”. El club ha navegado en medio de las dificultades deportivas y administrativas, pero mantiene vigente su caudal de aficionados que no renuncian a verlo nuevamente disputando los primeros lugares de los campeonatos.

Su nombre original fue Club Atlético del Ferrocarril Oeste de Buenos Aires, y estuvo atado a la compañía ferroviaria hasta 1930, cuando se produjo la independencia institucional, pasando a llamarse Club Ferrocarril Oeste. Años más tarde, se adoptó el nombre de Club Ferro Carril Oeste, con la denominación separada que llama la atención, inmersa en una decisión estatutaria.

Para una mayor información sobre la historia y desarrollo de este club recomendamos consultar el contenido de “Club Atlético Ferro Carril Oeste” en siguiente link:

https://www.taringa.net/+deportes/club-atletico-ferro-carril-oeste_xadwl

Ferro 1937/1938 La Pandilla: Maril, Borgnia, Sarlanga, Gandulla y Emeal.


El tango y Ferro Carril Oeste

Como ocurre con otros clubes argentinos, el tango ha relatado sus hazañas y buenas actuaciones, además de rememorar las actuaciones de sus ídolos más representativos. Eso ocurrió en una época brillante de esta institución, hacia los años 30 del siglo anterior. Se acompasa lo deportivo con lo musical en el tema El Expreso del Oeste en la nota que invitamos a leer:

“El de 1937 es el campeonato en el que Ferro convirtió más goles en toda su historia en Primera División: 78, nada menos. La clave de semejante friolera estaba en una delantera que explotó ese año y que se ganó el mote de La Pandilla. Lo explica mejor la letra de un tango que los inmortalizó: “Con esos pebetes no hay nada que hacerle/Ninguna defensa los puede parar/con Maril y Borgnia, al centro Sarlanga/la pareja izquierda, Gandulla-Emeal”. El tango se llama El Expreso del Oeste y fue grabado por Juan D’Arienzo, El Rey del Compás.

Bernardo Gandulla y Raúl Florio Emeal venían jugando juntos desde chicos; Nano Gandulla debutó en Primera en 1935 y Emeal, un año antes. En 1936 se les sumaron Juan José Maril y Alfredo Borgnia, Lechuga, que también eran del club. Y en el 37 llegó Jaime Sarlanga, el célebre Piraña, que venía sin muchos antecedentes desde Tigre.

Dirigidos por Mario Fortunato, los cinco sintonizaron enseguida. Cuenta el tango: “Son ases de los ases/en el arte de jugar/que dominan la pelota/con arte fenomenal”. La letra la escribió Ángel Chidichimo y la música Alfredo De Rosa. Como se ve en la edición de Julio Korn, los autores dedicaron su tema “en especial a la línea delantera” de Oeste.

Jugaron juntos por primera vez contra Huracán, con Ferro como local en cancha de River, y ganaron 4 a 3 con goles de Sarlanga, Borgnia y Gandulla (2). En 1937, el equipo quedó en un decoroso octavo lugar en la tabla. En 1938 bajó a la posición 12, con menos goles en el total (68) y sendos triunfos contra River y Boca, ambos 2 a 1.

La Pandilla se desmembró al año siguiente, con Emeal y Gandulla transferidos a Boca, previo paso por Vasco Da Gama (Brasil), adonde se les unió Sarlanga en 1940. Maril se fue a Independiente. Y Borgnia partió en el 41 a San Lorenzo. Todos menos Piraña Sarlanga, que se retiró en Gimnasia La Plata, volvieron a Ferro para terminar sus carreras.

Dejaron, sumados, 241 goles. Y este tango, que dice en su estribillo: “Alerta, muchachos, que viene el Expreso/la locomotora en función ya está/como unos maestros se van combinando/luego ametrallando el arco rival”.

Fuentes: Colección familia Wolf, “Ferro 100: el libro que recorre la historia de Club”

https://laferropedia.com/la-pandilla-ferro-1937/

La letra completa de este tema, tomada de la partitura, se incluye a continuación:

El Expreso del Oeste. Tango. Letra de Ángel Chidichimo y música de Alfredo De Rosa.

Salen a la cancha los verdes de Oeste
Ferrocarrileros dispuestos a triunfar
La locomotora de su delantera
La pitada espera para funcionar.
Con esos pebetes no hay nada que hacerle
Ninguna defensa los puede parar
Con Maril y Borgnia, al centro Sarlanga
La pareja izquierda, Gandulla-Emeal.

II
Son ases entre los ases
En el arte de jugar
Que dominan la redonda
Con clase fenomenal.
Dirigidos por Gandulla
El insuperable crack
Que en el césped hace dibujos
Con gambetas sin igual.
Hay que ver cómo combinan
Y hacen juego individual
Eludiendo a los contrarios
Con suma facilidad.
Emeal como una flecha
Hace centro colosal
Y Gandulla de cabeza
Muy certero marca el goal.

(bis)
Alerta muchachos que viene el Expreso
La locomotora en función ya está
Como unos maestros se van combinando
Luego ametrallando el arco rival.
Sus hinchas aplauden las grandes jugadas
Que la delantera sabe demostrar
Muy bien secundada por su gran defensa
Que en quite y apoyo demuestran ser Cracks.

La versión de El Expreso del Oeste, cantada por Pepe De Toffoli, se puede escuchar en el siguiente link:

https://www.ferrocarriloeste.com.ar/index1.php?noti=260

Ferro Carril Fútbol Club y sus tangos

También en Uruguay, ciudad de Salto, a 500 kilómetros de Montevideo, existe en la liga local un histórico club llamado Ferro Carril Fútbol Club, constituido el 1 de diciembre de 1912, que participa también en diversos deportes. Su nombre original fue Ferro Carril Foot Ball Club y fue fundado por los empleados ferroviarios de los talleres del Midland. Este club es el mayor triunfador en la Liga Salteña y es conocido como La Franja”. Para mayor información puede consultarse su página(http://www.ferrocarrilfc.com/)

Como todo club histórico que se respete la relación tango y fútbol hace volver la memoria al desarrollo de la institución deportiva y a resaltar las virtudes de los ídolos.

Es el caso del cuadro Salteño al que se le compuso el tango La Franja por Juan Gallinotti en la música y Omar Gallinotti en la letra. Además, este último fue Zaguero del equipo.

En cuanto a los ídolos se resalta la figura de Rubén Grossi, entreala izquierdo a quien se le dedica el tango El «Rubén», Letra: Juan Francisco Sánchez Torres (El «Chamo»).Música: Raúl González
(Adaptación de «Ninguna», con letra de Homero Manzi y música de Raúl Fernández Siro)

Su letra representa la afinidad entre club y deportista:

“Las defensas se abrieron a tu paso,
los arqueros temblaron frente a vos,
esos goles, esos pases, esas gambetas
guardan el eco del eco de ovación.
Rubén Grassi, hoy vivís en el recuerdo…
De la hinchada que añora con dolor
apiladas innarrables de otros tiempo
que la leyenda ha llegado a la canción…

No habrá ninguno igual. No habrá ninguno.
Ninguno con tu clase y tu pasión.
Tu clase, contrarios que dejó en el suelo.
Pasión, por Ferro que hoy ya es amor.
No habrá ninguno igual,
todos murieron
cuando al fútbol le dijiste adiós…

No habrá ninguno igual. No habrá ninguno.
Ninguno con tu clase y tu pasión.
Tu clase, contrarios que dejó en el suelo.
Pasión, por Ferro que hoy ya es amor.
No habrá ninguno igual,
todos murieron
cuando al fútbol le dijiste adiós…”

Invitamos a mirar el video titulado No habrá ninguno igual Rubén Grassi, con la siguiente presentación: “Este es un homenaje de Chamo Sánchez ,el queridísimo profesor de matemáticas del Liceo de la Zona Este, entre otros Institutos, al más grande ídolo ferrocarrilero Rubén Grassi.”

En el link se escuchan tres tangos: La franja, El Ferro es el Ferro y El Rubén (Grossi).

https://www.youtube.com/watch?v=bsBD0IjNK7M

El fútbol ha estado acompañado en su nacimiento y desarrollo por las dinámicas socioeconómicas correspondientes al momento histórico en cada región o país. Como deporte popular se ha nutrido de acontecimientos derivados de las políticas nacionales e institucionales que finalmente hacen parte de la historia de los pueblos. Este deporte estuvo marcado en los países del Río de la Plata por el impulso en la infraestructura de trasporte en puertos y ferrocarriles cuando los requerimientos del mercado ordenaron grandes inversiones nacionales y extranjeras para facilitar el intercambio nacional e internacional, además de la oferta de medios de transporte para la movilidad ciudadana.

Los conglomerados de trabajadores de los ferrocarriles conformaron núcleos de vecinos que consideraron conveniente unirse solidariamente en pro de la práctica deportiva. Así surgió la necesidad de conformar instituciones como los clubes sociales, culturales y deportivos que aglutinaron a esos grupos de interés en ideales compartidos. Se derivaron entonces los clubes de fútbol que hicieron sólidas las pretensiones de los ciudadanos hacia la estabilidad de las organizaciones. El tango, por su parte, se ha comprometido con el relato de los hechos destacados de estas relaciones entre hombres e instituciones, encargados armónicamente de llevar adelante sus obras y de cumplir sus ideales.

El caso del Club Ferro Carril Oeste es llamativo por su permanencia institucional, histórica y física, en el barrio Caballito donde construyó su estadio en los viejos terrenos del ferrocarril que le dio origen. A pesar de que los logros deportivos no han sido amplios en el fútbol, si se resaltan en otras disciplinas como el balón mano, voleibol y baloncesto. Por algo en 1988 fue distinguido por la UNESCO por su desarrollo institucional en el orden social y cultural.

De igual manera resaltamos la permanencia centenaria del equipo uruguayo Ferro Carril Fútbol Club como una relación que se fortalece cada día entre entidad e hinchas, a pesar de no participar en la liga mayor de ese país.

[John Cardona Arteaga – Profesor Universidad de Antioquia – Expresidente del DIM]

Medellín, marzo de 2020

Compartir:

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top