Capsulas de Carreño

Junior y los zapatos al revés

Por Hugo Illera, Diario Deportes.

 

 

*Hace ratos que en Colombia estamos sufriendo por el fenómeno de la falta de gol en selecciones y en el fútbol interno.
===

En el fútbol los puristas aman el 0x0. Señalan que no hay nada mejor que ver un partido táctico así no haya goles, como si los partidos con goles no lo fueran.  Lo cierto es  que, por más que insistan, nada hay más gratificante que la anotación y la celebración de un gol.

Que durante un juego se pueden ver jugadas maravillosas, desbordes, regates, remates al arco, pelota en los palos, arqueros enviando balones al tiro de esquina tras remates a quemarropa, túneles, sombreritos, bicicletas, chalacas, tijeras, es cierto, pero nada se compara con un gol.

La celebración de un gol es el sumun de todas las emociones que se puedan encontrar en un partido de fútbol. No hay nada más gratificante, que genere las mejores sensaciones en el mundo del fútbol, que cuando el balón traspasa la línea de meta.

Es un grito que hace estallar de felicidad, es un festejo que contiene todas las emociones del ser humano.

Es una mezcla de gritos, de abrazos, de llantos que salen del alma, de saltos, de puños levantados, de niños abrazados a sus padres, de padres abrazados entre sí, de la novia besando al novio, de miradas agradecidas al cielo, es, en esencia, la manifestación del ser futbolero ante eso que lo lleva al estadio para encontrarse con un instante de felicidad: el gol.

Hace ratos que en Colombia estamos sufriendo por el fenómeno de la falta de gol en selecciones y en el fútbol interno.

El domingo anterior, viendo como Cariaco, Bacca y Berrío, entre otros, dilapidaban las ocasiones claras de anotar un gol para Junior, me acordé de los zapatos al revés.

Era una mamadera de gallo que teníamos en la querida Escuela Normal cuando alguien botaba un gol.

¡Hey, revísate los zapatos para ver si no los tienes al revés!

El síndrome de los zapatos al revés se ha instalado en nuestro fútbol. Lleva un largo tiempo y ya nos costó una eliminación de un mundial y nos tiene en sequía de logros hace ratos…

Barranquilla
Febrero 7, 2023

Compartir:

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *