Capsulas de Carreño

Los relatores de fútbol y el tango.. (Viernes del recuerdo)..

Por John Cardona Arteaga..
Profesor Universidad de Antioquia..
Expresidente DIM..

La magia de la radio permitió en sus inicios que los espectáculos populares como el fútbol y el tango cobraran gran importancia en el escenario de la sociedad rioplatense. Solo a partir de los años veinte del siglo anterior empezó esa presencia en los eventos multitudinarios relativos a estas dos pasiones.

La radio brindó una audiencia significativa al tango, gracias la programación de las grabaciones de los más connotados intérpretes de esa música que orientaba los sentimientos de una población, ávida de novedades culturales y artísticas en esa materia. La constitución de grandes emisoras que permitieron la presentación de orquestas en vivo con asistencia de público, con grandes locutores y animadores de ese espectáculo, dieron un realce al tango que se manifestó en el fervor por el baile y la adquisición de las nuevas producciones de la multitud de agrupaciones existentes en la década de los cuarenta. Podría decirse que la radio hacía presencia real y entraba en los hogares, donde todo el día se escuchaban las interpretaciones tangueras.

En cuanto al fútbol, las trasmisiones radiales eran la única posibilidad de escuchar lo que estaba ocurriendo en el estadio, si no se podía presenciar el partido en vivo. Muchos crecimos escuchando esas narraciones emocionantes que simulaban la realidad sin posibilidad de contrastarla con lo que sugería la gran imaginación de los narradores. Al principio los relatos fueron incipientes y, con el paso del tiempo, aparecieron los grandes relatores, acompañados del comentarista de base, el locutor comercial y periodistas que cubrían la cancha y los vestuarios. Tocaba por esa época, en que no existían las trasmisiones del fútbol por televisión, “ver los partidos por la radio”.

La fama de Fioravanti (Joaquín Carballo Serantes), José María Muñoz “El Gordo” y Víctor Hugo Morales, trascendió en los espacios argentinos radiales, creando una época que generó impactos para las trasmisiones de fútbol en todo Latinoamérica. Es de advertir que tanto Carballo como Morales nacieron en Uruguay, pero disfrutaron su fama en Argentina.

También en la historia de la radio deportiva uruguaya se destacaron importantes relatores que trasmitieron las emociones a los aficionados, impregnando sus narraciones de metáforas y figuras alucinantes, direccionadas a conmover la pasión hacia el equipo preferido o hacia la selección patria.

Para apuntalar las ideas anteriormente expuestas, nos ocupamos a continuación de una figura paradigmática de la narración futbolera que dejó profunda huella en la memoria de la afición uruguaya y del periodismo deportivo internacional. Hablamos de Carlos Solé (1916 – 1975), considerado por la crítica como el máximo relator de ese país. Desde 1935 ejerció el periodismo deportivo y Radio Sarandí, de su país, lo tuvo en sus mejores intervenciones narrativas, desde 1946 hasta su muerte.

Carlos Solé

Sirvan las siguientes líneas para resaltar la importancia reconocida de este líder de la narración tomadas de “Breve Historia del Relato Deportivo en Uruguay” por Horacio A. Nigro Geolkiewsky en (https://lagalenadelsur.wordpress.com/2018/02/12/breve-historia-del-relato-deportivo-en-uruguay/)

A través de su voz, fueron recreadas algunos de los episodios más importantes del fútbol uruguayo Campeonato Mundial de 1950 en Brasil, Campeonato Mundial de 1954 en Suiza, Copas Libertadores e Intercontinentales de 1960, 1961, 1966, 1971.”

“Su voz grave, su emotividad, su capacidad técnica para transmitir las jugadas y todo el entorno del evento, desde el tiempo hasta el cálculo de la cantidad de público, su golpe de vista para captar lo pertinente en las situaciones confusas, su elocuencia generadora de imágenes inolvidables creó un estilo único y original. “

“Su conducta profesional se ponía de manifiesto tanto en su disciplina y entrega al trabajo, como en el cuidado celoso de la independencia de su opinión que lo llevaba a no entablar relaciones sociales con los protagonistas del fútbol a los que eventualmente tendría que criticar. De esta forma, su palabra era respetada y esperada por los oyentes que decían “como dijo Solé”. La popularidad de Solé, que captaba la mayor parte de la audiencia, se extendía por toda la República e incluso trascendía fronteras; tuvo ofrecimientos económicos importantes para transmitir en Argentina, pero nunca quiso abandonar el Uruguay.”

“Solé fue una figura elevada a la categoría de mito popular.”

Carlos Solé fue el relator de grandes gestas uruguayas como el mítico cotejo entre Brasil – Uruguay que originó el famoso “Maracanazo”, narrando los goles de Juan Schiaffino y Alcides Ghiggia para el recordado 1-2 que permitió a los celestes coronarse por segunda oportunidad como campeones mundiales.

Escuchemos el gol de Ghiggia en la voz de Solé en el siguiente link:

https://www.youtube.com/watch?v=Gjus4Xc-HkQ

Carlos Solé narra el último minuto de esa proeza uruguaya. Escúchelo en el siguiente link:

https://www.youtube.com/watch?v=GAXDhj8DyRU&t=80s

Carlos Solé en compañía del Rey Pelé.

Después de su muerte en 1975 muchos homenajes y reconocimientos rindieron tributo a su trabajo.

Por nuestra parte, para resaltar su importancia, hemos rescatado de la propia grabación, la letra de un tango que se le dedicó a Carlos Solé, en la que se asimila al famoso relator con Carlos Gardel. La misma puede consultarse en:www.hermanotango.com.ar

“A CARLITOS SOLÉ

(Incluye narración del primer gol uruguayo anotado por Juan Schiaffino en el Maracanazo)

Te fuiste en una noche de sana algarabía
Estaban tus amigos en la mesa cordial,
Y como siempre alegre, con tu sonrisa buena
Hablando de la vida, la gente y su verdad.

Fuiste en tu humilde puesto, la voz que repetía
Vibrante en el deporte, de su fuerza inmortal,
Y aquellos que en Colombes, marcaron el camino
De este fútbol tan nuestro, que tú hiciste vibrar.

Fuiste como el gran Carlitos
Que ya está en la eternidad,
El que un día nos legara
Esa voz que es inmortal.

También fuiste como el mago
De la musa popular,
Otra voz para el recuerdo
Del deporte nacional.

Quisiste ser eterno, tu voz que fue elegida
Y sostener la muerte del pájaro cantor,
Prendida en lo más hondo del alma de tu pueblo
Gardel y vos Carlitos serán una canción.

Tango dedicado al destacado narrador del fútbol uruguayo Carlos Solé.

Letra: Florencio Nápoli (Florencio Nápoli Manosas) (AGADU)
Música: Orlando Romanelli (Orlando Romanelli Orlando) (AGADU)
Grabado por la orquesta de Orlando Romanelli con la voz de Raúl Soler.
(Colaboración enviada (letra y grabación) desde Colombia, por el amigo John Cardona Arteaga. 02-2019)”

En el siguiente link podemos escuchar este tema:

https://www.youtube.com/watch?v=aAxl7o3q3Lk

Debemos anotar que, tras su fallecimiento, este destacado narrador fue reemplazado en Radio Sarandí por otro grande de la relatoría deportiva. Se trata de Víctor Hugo Morales, quien triunfó primero en Uruguay y posteriormente actuó con éxito en Argentina.

Carlos Solé es para nosotros un ejemplo virtuoso de la intermediación que deben ejercitar los relatores en esa comunión entre el jugador los jugadores de fútbol y los aficionados, como parte de la fiesta de este deporte popular.

En un interesante ensayo del profesor Federico Medina Cano titulado “Los narradores deportivos y sus epopeyas cotidianas “, que recomendamos leer, se establecen y analizan esas relaciones afectivas entre los actores principales del espectáculo futbolero. Así expresa el autor su concepto sobre el papel del relator:

“Los narradores deportivos forman parte de la fiesta. Traducen en forma de narración gloriosa lo que ocurre en la cancha. Los jugadores son semihéroes que en sus acciones excepcionales en la cancha ponen a prueba su ingenio y virtuosismo. Su función es fundamental: en su narración el acontecimiento deportivo se convierte en un acontecimiento excepcional, el ambiente festivo del acontecimiento deportivo se magnifica con su descripción lírica y emotiva, y la relación que se establece entre los jugadores y el grupo de fanáticos se hace mucho más fuerte e intensa”. http://www.redalyc.org/pdf/316/31600205.pdf

Para el amigo y gran relator del fútbol colombiano Jorge Eliécer Campuzano, quien tuvo la fortuna de conocer en vida al maravilloso Carlos Solé, el gol más emotivo que ha escuchado en narración es el segundo anotado por Juan Eduardo Hohberg el miércoles 30 de junio de 1954 en el Estadio Stade de la Pontaise, Lausana, Suiza, en la Semifinal Copa del Mundo (Uruguay 2 – Hungría 4). Ese gol que representaba el empate 2-2, fue narrado emotivamente por Solé y lo escuchamos en el siguiente link:

https://www.youtube.com/watch?v=LLmwIzsU0-k

Recordamos que Hohberg, delantero nacido en Argentina y nacionalizado en Uruguay, actuó en Colombia como jugador del Cúcuta Deportivo y como entrenador del mismo Club y del Atlético Nacional.

Como ya anotamos, el tango “A Carlitos Solé” incluye un extracto de la narración de un partido, formato que se utilizó en otras grabaciones. A continuación, referenciamos algunos ejemplos que fortalecen la tríada tango-fútbol-relator.

“La número cinco”. Tango. Música: Orestes Cúfaro. Letra: Reinaldo Yiso. Relato de Fioravanti. Puede escucharse este tema en el siguiente link

https://www.youtube.com/watch?v=RLWsJic2T8c

“Muchachos yo soy de Boca”. Tango.1966. Letra Reinaldo Yiso. Música: José Berra. Relata Eugenio Ortega Moreno y se escucha en el siguiente link.

https://www.youtube.com/watch?v=fElU-Pv9090

“Viva el Medellín”. Tango .1955. Compuesto e interpretado por Carlos Valdez. Narración de Gabriel Muñoz López que se escucha en el siguiente link.

https://www.youtube.com/watch?v=iDWC0RXVRWg

“Nacional.” Tango. Compuesto por Carlos Valdez en 1954 y adaptado en 1971 con narración de Jaime Tobón de la Roche, cantando Reynaldo Martín “El alemancito”. Se puede escuchar en el siguiente link.

https://www.youtube.com/watch?v=DgDeiEWQ8BM

«Para Diego A. Maradona», compuesto por Ernesto Baffa, sin letra, pero con un espectacular relato de Víctor Hugo Morales de la anotación de Diego a los ingleses en el mundial de México 1986, considerado el gol del siglo.

Fueron tiempos aquellos los de Solé y otros relatores famosos en que la radio no había sido opacada por la televisión, en cuanto a la trasmisión de los espectáculos futboleros, con grandes narradores que expresaban un mensaje alegre y mágico a los aficionados expectantes del triunfo de su club o selección. Los narradores deportivos actuales han modificado sus estrategias y estilos para cautivar a las grandes masas de oyentes, ante la competencia de la televisión.

En cuanto al tango, su difusión está hoy limitada a espacios de corto vuelo en las emisoras comerciales y a un relativo interés en la radio cultural.

Nuestro país fue tierra fértil para grandes narradores desde la década de los cincuenta del siglo anterior. No obstante, en épocas recientes hemos visto decrecer la categoría e importancia de los grandes relatores de antaño.

Sobre este tema, recomendamos un trabajo titulado “La narración del fútbol en Colombia, voces y estilos”, de Daniel Gómez Echeverri, presentado para optar al grado de Comunicador Social Periodista. En él se pueden encontrar algunas ideas críticas sobre el papel y desempeño de algunos de nuestros relatores. En el escrito se analizan los casos de Francisco “Paché” Andrade, Jorge Eliécer Torres, Luis Alfredo Hernández, Jorge Eliécer Campuzano y Benjamín Cuello Henríquez. Pueden consultarlo en el siguiente link:

javeriana.edu.co/biblos/tesis/comunicacion/tesis12.pdf

Compartir:

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *