Capsulas de Carreño

Nacional es como el agua quita la sed pero no sabe a nada (Rafael Ignacio Correa G.)

rafael-ignasio-correaPor Rafael Ignacio Correa G.

————————————————————
*Espero ese día donde ver al verde genere tranquilidad y confianza; claro esto no lo exonera que pierda pero que las sensaciones sean diferentes.
————————————————————–

Qué lejos estamos de la majestuosidad que imprime la confianza, la seguridad, el orden, el profesionalismo, las buenas maneras, la grandeza, la consolidación definitiva, el trabajo serio y dedicado, la exigencia y los plazos.

Desafortunadamente nuestro equipo nada que se consolida con categoría aplastante, sin dejar dudas, colocando una impronta verdadera y duradera en el tiempo, es el yo-yo futbolístico, es la parquedad de técnicos y directivos transmitida al equipo, no hay manejo, quien “sacuda” ese “Dios me lleve y Dios me traiga” del equipo.

JCO porque hacia rotación insulsa de jugadores y funciones exageradas y Rueda porque NO hace las necesarias, Bendito….

No entiendo el fútbol, sin ardentía, sin ganas, sin pasión, sin determinación, sin testosterona, sin ambición, sin aires de grandeza, sin objetivos a cumplir no desde el primer partido sino desde el primer entrenamiento.

Como NO entender que la defensa de Nacional es de lo mas regular que existe aún sin recibir los goles que debería tener, García y Díaz son jugadores de mediana valía por no decirles nada más peyorativo, los centrales son los más “lentos y tiesos” del campeonato y si no pregúntele al pobre Nájera como le quedó la cintura el sábado y eso que no han jugado con equipos que de verdad lo midan o sí, han jugado y han perdido como fue el caso con Junior y Caldas.

No puede ser que seamos los hinchas los que nos demos cuenta de una defensa tan limitada, tan de poca categoría y que no se manifiesten ni técnico ni directivos, que envejecida se les pegó ese sistema posterior y aún no se han dado cuenta.

Solo espero ese día donde ver al verde genere tranquilidad y confianza; claro esto no lo exonera que pierda pero que las sensaciones sean diferentes.

Compartir:

2 comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *