Capsulas de Carreño

Nacional.. Para la quinta porra.

Atlético Nacional – @nacionaloficial – ¡VICTORIA CON SABOR A COPA.

Por Jorge Iván Londoño M.
Columnista Cápsulas.

 

 

Lleno esperado en el Atanasio para el primer partido de la gran final de la Copa Colombia. Estadio vestido de verde con  bufanda amarilla y roja que formaban los hinchas matecañas llegados en coloridos buses, tras el largo viaje por aquello del “pare y siga” al que están sometidos los usuarios de la que será la flamante autopista, que nos pondrá con el eje cafetero a tiro de cauchera.

 

Salida de la pesada del verde como en aquellas noches de Libertadores, acompañada con las tradicionales “pilas” de pólvora a la entrada del campo,  fuegos pirotécnicos y el humo verde y blanco para enmarcar el himno antioqueño cantado a todo pulmón, con final modificado por el sonoro “Oh mi Nacional”.

 

Inicio del partido con exigencia de Jarlan al portero Santiago Castaño, nacido en los nuevayores y precedido de grandes actuaciones no solo en el torneo local sino en esta copa. El Pereira mostraba ganas de asomarse por los predios de Quintana, pero Nacional lo fue corriendo pa´tras a punta de las jugadas hilvanadas por el trio “Los Aces” que cuenta con Jarlan como guitarra puntera, Andrade como requinto y Dorlan con las maracas. Castaño tuvo mucho “job”, (pues, diría él) gracias a los disparos de Duque y Jarlan.

 

Llega al minuto 29, envuelto en dolor por la grave lesión de Baldomero, luxofractura de tobillo, caras de desespero y dolor en todos los jugadores, Baldomero rumbo a un centro asistencial y Nelson Palacio rumbo a la cancha para sustituirlo. Luego del cobro por la falta que dio lugar a la lesión, que como homenaje a Baldomero se debió haber cobrado hacia su propio portero, pero eso es pedirle  peras al olmo, se presentó el momento culmen protagonizado por Quintana, quien convertido en un  “tres”, desvía el cabezazo de Valencia que iba con grito de gol.

 

Pero la respuesta de Nacional no se hace esperar, y al minuto 37 llega el gol de Palacio, como colofón a esas jugadas colectivas patentadas por el verde, y ese sí, como homenaje a Baldomero. Estábamos en plena celebración cuando llega el segundo, obra maestra de Jarlan que desde la calle Pichincha saca un zurdazo con comba, celebración a rabiar y nueva dedicación espiritual a Baldomero. Pereira, como hiena con dolor de muela, se abalanza sobre Nacional, por lo que todo el equipo se viste de defensas. Minuto 46 y Quintana interviene nuevamente para desviar tiro de Castrillón. ¡No se diga más!

 

Que descanso tan merecido y necesario por todo lo vivido en ese primer tiempo, y para dar paso a la extraordinaria coreografía en la tribuna para armar el nombre del equipo, y para darle rienda suelta  a más alegrías, porque al minuto 50, llega la sinfonía de fútbol verdolaga, que incluye doble pared de mármol entre Dorlan y Jarlan, centro, y Duque que rescata el balón y anota para el tercero. ¡Y Baldomero ahí!.

 

Minuto 70, Jarlan, quién sino Jarlan, luego de sacarse a su marcador en una baldosa, habilita a Duque, se adelanta, saca al defensa y el cuarto con tarjetica dedicatoria para Baldomero.

 

Llegan los cambios de Castro por Jarlan, Guzmán por Andrade y Álves por Duque, para que el estadio se convierta en un sonoro aplauso. Para destacar el abrazo entre Castro y Jarlan, punto de olvido del molesto incidente del partido anterior. Y como al que le van a dar le guardan, en el minuto de Dios, Castro ante extraordinaria habilitación de Guzmán, se inventa un doble enganche, y no hay quinto malo.

 

 

 

Con este marcador Nacional mandó para la quinta porra la sequía goleadora y los empates de los dos últimos partidos, el acartonamiento de su juego y el olvido del fútbol exhibido en los primeros partidos del campeonato.

 

Mientras Baldomero sale de este infortunio, que lo dejará varios meses en casita, Palacio que mostró clase, temple y también olfato para el gol, estará presto para cuando Restrepo lo requiera, seguramente para el clásico, ante la ausencia de Gómez.

 

Recomendación. Que el Presidente de Nacional vaya buscando la llave  del enorme armario en donde se exhiben las copas.

Compartir:

Un comentario

  1. luz Teresita Londoño

    12 noviembre, 2021 at 1:11 pm

    POR COMENTARIO DE JORGE IVÁN LONDOÑO
    muy buena opinión. sobre un partido «de los de antaño» que nos deja muy contentos a todos los hinchas con «sabor» a «COPA». Excelente tu redacción sobre lo acontecido en el partido. Gracias por compartir.
    Luz Teresita Londoño

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top