Capsulas de Carreño

No es un adiós, sino un hasta luego

 

Pablo Arbelaez
Apreciado Alfredo, este no es un adiós, sino un hasta luego. No se trata de un pinchazo, es simplemente el paso por una zona de avituallamiento personal. Estos meses en los que giraste la tuerca del mundo de la información por medio de Contrapedal, me sirvió para descubrir que la simbiosis entre fútbol y ciclismo sí es posible y que ambos se compaginan.

Gracias a Cápsulas de Carreño por esta oportunidad, como dirían los ciclistas cuando enfrentan el micrófono. Retos mayores vendrán después, con una meta que agita su pancarta en lontananza.

A los cientos de lectores regados por el mundo, gracias por seguirnos y espero que las historias, crónicas y análisis les hayan colmado el paladar ciclistico. Y a vos Alfredo, mi gratitud  al haber abierto esta ventana al mundo del pedal.

Hasta la próxima,

Pablo Arbeláez R.

Compartir:

Un comentario

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Back to top