Capsulas de Carreño

«Nos fuimos en blanco» (Alberto Díaz y José Jaime Pérez, hinchas azules)

Bandera azul

 

Por Alberto Díaz,
Hincha azul
Bogotá

 

Quince mil creyentes en el estadio. Primer tiempo parejo, el visitante propuso juego al contragolpe. El cuadro embajador intentaba salir con la dupla Cadavid-Machado de excelente trabajo, Rangel atento pero sin contundencia, Silva flojo, Insúa nada que ver, Vargas regular y Ochoa errático. Díaz calidoso, Robayo pura actitud y Nuñez explosivo. Al cuadro azul le falta ritmo, gol y contundencia, considero que es la etapa normal de ajuste y más trabajo.
En general se adoleció de presión, marca y filtro en el medio campo. Hubo mejoría con la entrada de Candelo por Insúa a quien le sentaría bien la suplencia. Millonarios intentó pero no fue efectivo. Es lamentable que en el fútbol colombiano se sigan tolerando jugadores «circenses» como J. Arango (más verso y teatro que fútbol).
La afición salió aburrida con el empate y espera mayor rendimiento, goles y triunfos en los siguientes partidos de visitante contra Cúcuta y Cortuluá.
Arbitraje decadente, como sus patronos Fifa.
Albiazul saludo. 
*Titularidad para Candelo
Por José Jaime Pérez Pineda,
Hincha azul,
Bogotá
El partido celebrado en El Campín, correspondiente a la tercera fecha del finalización y en el que Millonarios hacia su debut ante su afición este semestre, dejó un empate sin goles, y a un local, al que le faltó contundencia. El encuentro comenzó parejo, pero a los 15 minutos Millos fue el que se apropió del partido y generó las mas claras opciones de gol. Núñez, Rangel y Robayo, intentaron ante el arco custodiado por Cuadrado pero la pelota no entró. El visitante simplemente contragolpeaba.
Para la segunda parte, la misma propuesta del primer tiempo. Un local en área contraria generando opciones, otra vez con Rangel, Agudelo (quien ingresó para darle más volumen al ataque) y Silva. Nuevamente, sin contundencia.
Sobresale en este arranque de torneo la seguridad de Vikonis, y el empuje de Robayo y Núñez. Rangel seguro la va a meter pronto y mostrará su casta goleadora. Y el interrogante general: ¿Por qué Insúa por encima de Candelo? El hincha pide a gritos, la titularidad del vallecaucano.
Al final, llegaron al Nemesio unas 15 mil personas, que pese a saber que no se tiene la mejor nómina del país y que el equipo no se reforzó muy bien, no quiere decir a fin de año, nos fuimos en blanco.
PD 1: Duelo número 216 entre ambos, con 96 triunfos azules, 66 empates y 54 celebraciones del albo. Millos ha anotado 349 goles contra 272 del Once.
Pd 2: Dos ex-Millonarios en el visitante y los dos arqueros: Cuadrado y el inagotable Henao.
Hincha azul
Compartir:

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top