Capsulas de Carreño

Se le abrió el arco a Colombia

Por Jorge Alberto Cadavid M.
Columnista Cápsulas.

 

*Reinaldo Rueda sigue invicto, con pasajes de fútbol-fantasía, para taparle la boca a más de un polemista.

Antes dos hechos, las lágrimas emocionantes de Borja, cantando el himno y los abrazos de los Chilenos a una gran persona, Reinaldo Rueda.

La alineación de Rueda mostraba su intención, atacar y vulnerar el arco contrario, consciente de la necesidad de un triunfo.

Y se dio en ese primer toque de Quintero con golazo, anulado por el VAR, fuera de juego de Santos Borré.

Suficiencia técnica, capacidad física, fantasía en el juego y solvencia en la llegada, Diaz era el que vimos en la Copa América, entra al área, propicia el penal que convierte Borja.

Las variantes de juego aplicada a las circunstancias, juego largo, bien con Yairo, o corto con Quintero y Borré.

Borré fabrica una distracción y deja solo frente al arquero a Borja que no perdona, pero quien si perdona es Borré con arco a disposición y se atraganta, pudo ser el tercero.

Un gran primer tiempo donde hubo un solo equipo en la cancha, el juego deseado para alegría por Rueda.

La complementaria en su inicio cambió radicalmente, Chile se volcó, Colombia perdió la línea, Aranguiz, un solo hombre le pintó la cara a Colombia, y llegó el descuento, desconcertante y desconcierto, se les acabó la intensidad, se nos venía la noche.

Pero hubo un respiro, cambios y se retomó el control en la cancha, el ingreso de Muñoz le dio otro aire a Cuadrado y el equipo asumió de nuevo el mando.

Diaz que porfiaba logró con complicidad de un defensor Chileno el tercero y a todos nos volvió el alma al cuerpo.

Un final feliz, cinco puntos en este periplo con dos partidos de visitante y Rueda sigue invicto, para taparle la boca a más de un polemista, abriendo el arco del equipo contrario como lo planteó y se le dio.

Compartir:

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top