Capsulas de Carreño

Un acto de streep tease.

Por Gilberto Maldonado Bonilla.

*Eso fue lo que hizo Atlético Nacional al confeccionar la nómina para enfrentar a Águilas Doradas.

===

Y quedó al descubierto la miseria cualitativa y cuantitativa de la nómina del equipo verde. Se depende en demasía de jugadores con espíritu burocrático; de jugadores de partidos; de jugadores de los que se espera se equivoquen para que los aficionados disfruten de un buen partido de fútbol; ejemplo, el reciente partido frente a América de Cali.

Y la otra parte de la miseria verde es que no hay posibilidad de ver alternativas en el corto y largo plazo. Lo triste y patético es que de la nómina inicialista del partido frente a Águilas Doradas no se puede poner las manos en el fogón por nadie.

Tristemente esa juventud es el desecho de la burocracia. El reflejo de ella.
¿Solidaridad de cuerpo que llaman?

¿Estamos, acaso, frente a una reproducción circular de la historia? Seguro veremos un equipo con superávit de puntos en la fase de todos contra todos; y veremos un equipo luchando por no conquistar una nueva estrella para alimentar, así, el ego y hambre de triunfo del rebaño resultadista.

Esa especie de eterno retorno se puede dar por dos vías diferentes pero ambas conducen al fracaso en lo deportivo. En el semestre pasado fue por la vía de un hipotético desgaste físico de los jugadores. Ahora se daría por la vía de hacer lo que la burocracia diga y disponga.

Del partido en sí, lo de Atlético Nacional se resume así: un tiro al arco rival en noventa y más minutos que duró el partido. Lo hecho, hecho está. Preocupa el futuro de esa juventud no-futuro.

No futuro por la mentalidad individual que no les permite flotar en la mediocridad sin que ésta los sepulte; y juventud no futuro porque serán convertidos algunos en judíos errantes buscando un lugar en otros equipos dizque para ganar minutos y experiencia.

Y los directivos? Bien, gracias. Aplicando el axioma que se mata lo que se ama. Matando la institucionalidad en manos de jugadores que están en el ocaso de su carrera deportiva.

Independiente del resultado final en este torneo la re-ingeniería es inaplazable. Mantener esta nómina es ver pasar y pasar técnicos sin pena ni gloria y es aplazar el nacimiento de un nuevo recurso humano, leáse, el renacimiento de unas divisiones inferiores con verdadero sentido de pertenencia.

Aquí, el balón está en las manos de los directivos.

Gilberto Maldonado Bonilla.

Compartir:

Un comentario

  1. Hugo Montalto

    20 abril, 2022 at 8:33 am

    POR COLUMNA DE GILBERTO MALDONADO
    Es el striptease del Nacional igual al de Demi Moore en su película de 1996?
    Hugo Montalto

    Hincha de A Nacional
    Pereira

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Back to top