Capsulas de Carreño

Y en el inicio… City vs. Liverpool. Por Javier Castell López, El Heraldo

Por Javier Castell López, El Heraldo

*Y con partidos de esa calidad se reconforta mi relación con el fútbol. Y, lo más probable, se me acabaron las vacaciones.

En medio de una necesaria y saludable ‘desconexión’ del fútbol, distribuyendo el tiempo entre releer ‘De la estupidez a la locura’ (crónicas de Umberto Eco, para ver si por fin este año mejoro mi escritura), el gimnasio (para ver si por fin empiezo a rebajar esos kilos de más) y estar más en casa con mi familia (para recordar que es lo más importante en mi vida),.

Y a punto de escribir sobre lo que generalmente en estos primeros días del nuevo año se escribe (vale decir; los jugadores que llegan a reforzar las nóminas, el nombramiento de un nuevo técnico, los objetivos para el 2019 de la Selección o del equipo de la región, etc) apareció el partido entre el Manchester City y el Liverpool, hoy por hoy, dos de los mejores equipos del mundo, y en las dos últimas temporadas, convertido en un clásico de la ‘Premier League’, por la capacidad de sus entrenadores y la calidad de sus nóminas, y no dudo, que un partido muy atractivo para el resto del planeta fútbol.

Entonces fue inevitable que mis vacaciones sucumbieran a la  tentadora oferta. Y no me arrepiento. Disfruté con dos equipos que de forma casi fanática se relacionan con el balón y su cuidado extremo. Que se empeñan en que sea la excelencia técnica y la presión organizada sus pilares tácticos. Dos equipos con alta vocación ofensiva y máxima responsabilidad defensiva. Intensos, dúctiles. Ambiciosos, sin ademanes especuladores. De ida y vuelta, entendiendo el juego como un todo. Con una profesionalidad y talante competitivo fuera de discusión. Con protagonismo de sus arqueros y defensas, no solo en sus tareas primeras, sino en el génesis de todo el plan ofensivo.

Dos equipos con delanteros rápidos, encaradores, atrevidos, goleadores. Con todocampistas que desde la calidad técnica y despliegue ordenado, equilibran el patrón de juego, claramente ofensivo. Y con dos de los más inspiradores líderes futbolísticos de la actualidad: el alemán Jürgen Klopp y el español ‘Pep’ Guardiola.

Ganó el Manchester City y la diferencia con el  Liverpool, actual puntero, es apenas de cuatro puntos. De esta forma se  sostiene la expectativa y la emoción en la ‘Premier League’. Y con partidos de esa calidad se reconforta mi relación con el fútbol. Y, lo más probable, se me acabaron las vacaciones.

Compartir:

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top