Capsulas de Carreño

Cuando la Dimayor fue desafiliada…

 

*La Dimayor fue desafiliada por la Adefútbol de la Conmebol y de la Fifa.

Por Juan Manuel Uribe
Historiador

Todo el asunto se originó desde que la Adefútbol, la Federación de nuestro fútbol que estaba afiliada a la Conmebol y a la Fifa desde 1936, no quería el fútbol profesional: seguía con el espíritu amateur con el que nacieron los Juegos Olímpicos en 1886, mientras que la Fifa, en cabeza del gran dirigente Jules Rimet, creó el Mundial de fútbol abierto.

La Adefútbol paró el torneo profesional desde el primer pedido de los equipos en 1944 y cada año lo hizo hasta que en 1948 trece clubes y quince dirigentes, que fueron desatendidos una vez más por los dirigentes de la Adefútbol en Barranquilla, decidieron proceder y fundaron la Dimayor en la capital del Atlántico el sábado 26 de junio de 1948 y con visión definieron que la sede de la entidad sería Bogotá.

Así que la Dimayor tuvo que nacer fuera de los organismos del fútbol nacional, continental y mundial, o se seguiría sin campeonato profesional de fútbol en Colombia.

Como el éxito popular y económico del certamen fue inmediato y enorme, la Adefútbol afilió a la Dimayor en octubre de 1948 y así poder lucrarse al cobrar comisiones por el ejercicio. Así fue: ¡los dirigentes oficiales no querían fútbol profesional pero sí dinero cuando lo vieron!

El siguiente paso: en abril de 1949 los señores de la Adefútbol le pidieron a la Dimayor treinta mil pesos (la misma cantidad en dólares para la época) para enviar a la selección al Sudamericano de Brasil (Copa América desde 1975). Y la Dimayor respondió que sólo podía aportar quince mil, lo que enfureció a los dirigentes de la Adefútbol que procedieron a desafiliar a la Dimayor: manoseo a los dirigentes y a los clubes profesionales y el desprecio que tenían por la actividad rentada del deporte.

Y al quedar la Dimayor desafiliada internacionalmente se dio El Dorado del fútbol colombiano: nuestros clubes trajeron figuras de postín sin contar con los clubes a los que pertenecían. Llegaron figuras de Argentina, Paraguay, Perú, Uruguay y Brasil. Fue creciendo la conmoción de la Conmebol y de la Fifa tras las quejas de los clubes afectados.

Y por eso se citó a los dirigentes colombianos a Lima en octubre de 1951 cuando se realizó el Congreso Ordinario de la Conmebol. Y se llegó a un acuerdo amistoso: los equipos de la Dimayor devolverían gradualmente a todos los futbolistas traídos fuera de las normas, entre octubre del 51 y octubre del 54.

Y la Adefútbol volvió a afiliar a la Dimayor como parte del arreglo con la Conmebol. Así que fue el fútbol profesional colombiano el que estuvo desafiliado y volvió a ser afiliado. No todo el fútbol colombiano pues la Asociación Colombiana de Fútbol no estuvo fuera de la Conmebol (la Adefútbol llevó al Junior al Sudamericano del 49 como la selección Colombia).

Sin embargo, titulares de prensa como “Colombia afiliada…” dan a entender que todo nuestro fútbol estuvo por fuera. Lo fue la Dimayor que, por supuesto, manejaba lo más importante de nuestro fútbol. Tras el arreglo de 1951 a la Adefútbol le quedaban menos de quince años: el cierre de la entidad, repleta de yerros en el manejo del balompié, se daría a partir de la definitiva resolución de la Dimayor de crear la Fedebol en 1964, a pesar de tener que sufrir una nueva y última desafiliación de nuestro fútbol profesional mas no de todo: la Adefútbol jugó en 1965 la eliminatoria para Inglaterra 66 con una selección no representativa de lo mejor del fútbol colombiano: sería la última administración de la anacrónica institución.
(Será tema de un próximo artículo).     

Share This:

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *